viernes, 13 de diciembre de 2013

Capítulo 31

-Tampoco me esperaba que nos lleváramos todos bien... Pero que hiciéramos alguna que otra cosa juntos sin pelearnos un día. Eso sí.
-Con Elías y Fabio aquí pensar eso es de tonta, Nere.
-¿Nere?
-Diminutivo de tu nombre. Y de Ainhoa podría ser... ¡Ya sé! ¡Ai!
-No quiero apodo. -interviene Ainhoa rápidamente.
-Cierto... Ai está muy mal, a mí tampoco me gustaría. Mejor Ainhoíta.
-Tampoco es que sea pequeña...
-¿Ainho?
-Mira, Nere, ese está bien.
-No para mí. -comenta desesperada "Ainho".
-Sí para nosotras. -contestan al unísono las otras dos.
-Yo seré Vale. -añade Valeria rápida.
"Nere" sonríe, "Ainho" suspira y "Vale" se queda mirando hacia el alrededor intentando encontrar su presa, o sus presas, ya que prefiere cazar en grupo para ayudar a sus "amigas" también, ya que ellas solas no harían nada.
-Chicas, no hagáis tonterías. -exclama y se va.
-Según la revista que la señora Esperanza leía esta mañana, a los chicos les gustan las chicas seguras de sí mismas.
-¿Cuando has visto tú a la amargada leyendo esa revista?
-He ido a ayudar a Fran con el perro al que cuida los fines de semana.
-Parece que esta se nos ha adelantado... -murmuró con intenciones Vale.
Valeria se levantó y se dirigió segura hacia los chicos, con intenciones que se nota, pero por la belleza de la chica, los chicos no se molestan nada.
-Hoy en día hay pocas chicas que se atreven a meter en grupos de chicos. -empieza un chico.
-Tampoco yo estoy sola. -añadie Vale.
-¿Cómo te llamas, guapa? -continua un segundo.
-Valeria, pero me podéis llamar Vale, ¿y vosotros quiénes sois?
-Mi nombre es Nicolás, me puedes llamar Nico tranquilamente, -sigue un tercero, -este de aquí es Sergio -comenta señalando al primero- este es Federico, -señalando al segundo, -y este último de aquí se llama Jon.
-Encantada, mis amigas son esas dos de ahí. -señala a dos chicas que se encontraban en una mesa, no son demasiado guapas, pero tampoco están mal, eran monas en la opinión de los chicos.
-¿Y cómo se llaman? -se interesó el segundo.
-La de la derecha es Ainhoa, la de la izquierda Nerea. Digamos que la primera es una chica enfadadiza y la segunda es bastante ingenua, se lo cree todo literalmente.
Pero Vale no consigue que Sergio deje de interesarse por sus dos amigas, les interesa todavía más, ya que a él le gustan los retos, sobre todo más cuando se tratan de chicas.
Sergio se acerca a sus dos amigas sentándose en medio y presentándose, la sonrisa de Ainhoa desaparece al instante en el que el chico se sienta a su lado mientras que Nerea se extraña, y no parece enterarse de las intenciones del chico del chico.
Jon coge los refrescos y también se dirige a la mesa, sentándose al lado de Ainhoa, equivocándose con Nerea, ya que quería ponerse al lado de la ingenua.
Federico, quien tiene novia y que no creía que llegaría a tanto, simplemente, se pone al lado de Jon haciendo nuevas amigas sin doble sentido.
Nico y Vale quedan hablando.
Después de una tarde increíblemente entretenida para su asombro, les llega el momento de volver, ya que son nuevas y ellos ya lo saben.
-Oye, chicas, me vais a llamar loca, pero, me parece que alguien nos sigue. -comenta Nere avergonzada.
-¡Menos mal! -exclama Vale. -¡Creía que me estaba volviendo loca!
-Pues yo no siento nada.
-¿En cuál de los cuatro piensas? -intenta Valeria, pero no lo consigue, pues Ainho no tiene nada que esconder.

-Han llegado ya. -comenta una voz oscura en una habitación con las luces apagadas.
-¿Cuántos son?
-Ocho, como siempre, y se alojan en la casa alquilable de la señora Esperanza.
-¿Cuál es su situación?
-No lo sé.
-Haz confianza con ellos, y luego, cuando tengan confianza en ti, tráelos a la ADM, nosotros haremos el resto...

1 comentario:

  1. Vaya que final de capi misterioso e interesante chicas. Me han dejado con la incógnita. El personaje de Sergio si que sabe divertirse jajaja. Un beso enorme y espero el próximo capi.

    ResponderEliminar